Fundación Victoria y Joaquín Rodrigo

La Fundación Victoria y Joaquín Rodrigo fue constituida a finales de 1999, unos meses después del fallecimiento, en Madrid, del ilustre compositor, el 6 de julio de 1999, y en vísperas del Centenario de su nacimiento, que se celebró en 2001.


Nació para responder a la necesidad de constituir y preservar el Archivo Victoria y Joaquín Rodrigo, que propicia el acceso al valioso fondo documental contenido en el mismo, y para fomentar la realización de actividades encaminadas a difundir la personalidad y la obra de este compositor universal.


En torno a tan valioso legado, la Fundación desarrolla una extensa labor cultural que incluye la realización de actividades para los niños y los jóvenes, el montaje de exposiciones, la celebración de recitales de música española y la participación, en general, en actividades dedicadas a la figura y la obra de Joaquín Rodrigo tales como concursos, conferencias, mesas redondas y publicaciones.


Cabe destacar, entre las numerosas iniciativas desarrolladas o impulsadas por la Fundación, la participación activa en los actos de celebración del Centenario del nacimiento de Joaquín Rodrigo, en 2001 y la organización de  varias ediciones del Concurso Internacional Joaquín Rodrigo, dedicado a las modalidades de guitarra, canto, piano y violín, con la consiguiente promoción de giras de conciertos en España y en el extranjero para los ganadores y edición de grabaciones a cargo de los mismos.


Esta Fundación era el sueño de Victoria Kamhi, esposa y colaboradora del Maestro. Tuvo la clarividencia y el acierto de acumular y conservar, a lo largo de más de 60 años de vida en común, todos aquellos documentos que dan testimonio del contexto histórico en el que Rodrigo desarrolló su carrera musica.


Victoria falleció el 21 de julio de 1997 sin ver cumplido su deseo, pero su proyecto fue retomado dos años más tarde por Cecilia, hija única del matrimonio Rodrigo y Presidenta de la Fundación que lleva el nombre de sus padres.